lunes, 25 de agosto de 2008

ALGUNOS MOVIMIENTOS POÉTICOS I

I POESÍA COLOQUIAL O CONVERSACIONAL

Poesía coloquial es la que se construye reproduciendo formas y estructuras propias de la conversación cotidiana.
Es por tanto, la antítesis de la poesía hermética, críptica, retórica. No es exclusiva de nuestros tiempos. Ya, antiguamente siguieron esta línea, poetas como Marcial, Catulo, Campoamor, Pezoa Véliz... Sim embargo, alrededor de los años 60, se da en Latinoamérica con renovadora fuerza, desplazando a las tendencias intelectualizantes.
Entre los poetas coloquiales, se puede citar a Sabines, Benedetti, Gelman, Retamar y otros muchos.
Buscan la revelación de la realidad, el acercamiento a lo cotidiano para manifestarse contra todo lo que suponga injusticia. Pero sin renunciar a una cuidada forma ni a temas cargados de intimidad. Pretenden llegar al lector, implicarlo, aludirlo. crear un guiño de complicidad con él.

Esta poesía ha llegado a las masas, musicalizada por Serrat, Pablo Milanés, Nacha Guevara etc.

UN POEMA DE M.BENEDETTI


CUANDO ERAMOS NIÑOS


Cuando éramos niños,
los viejos tenían como treinta.
Un charco era un océano.
La muerte lisa y llana
no existía.

Luego, cuando muchachos,
los viejos eran gente de cuarenta.
Un estanque un océano.
La muerte solamente
una palabra.

Ya cuando nos casamos,
los ancianos rondaban los cincuenta.
Un lago era un océano.
La muerte era la muerte
de los otros.

Ahora, veteranos,
ya le dimos alcance a la verdad.
El océano es por fin océano.
Pero la muerte empieza a ser
la nuestra.


Y UN POEMA DE J. GELMAN


ORACIÓN DE UN DESOCUPADO


Padre,
desde los cielos bájate. He olvidado
las oraciones que me enseñó la abuela.
Pobrecita, allá reposa ahora,
no tiene que lavar, limpiar, no tiene
que preocuparse andando el día por la ropa,
no tiene que velar la noche, pena y pena,
rezar, pedirte cosas, rezongarte dulcemente.

Desde los cielos bájate, si estás, bájate entonces,
que me muero de hambre en esta esquina,
que no sé de que sirve haber nacido.
Que me miro las manos rechazadas,
que no hay trabajo, no hay,
bájate un poco, contempla
esto que soy, este zapato roto,
esta angustia, este estómago vacío,
esta ciudad sin pan para mis dientes, la fiebre
cavándome la carne,
este dormir así, bajo la lluvia,
castigado por el frío, perseguido,
te digo que no entiendo, Padre, bájate,
tócame el alma, mírame el corazón,
yo no robé, no asesiné, fui niño
y en cambio me golpean y golpean ,
te digo que no entiendo,Padre, bájate,
si estás, que busco
resignación en mí y no tengo y voy
a agarrarme la rabia y a afilarla
para pegar y voy
a gritar a sangre en cuello.

4 comentarios:

lector de poesía dijo...

Descubrí este blog por medio de Quinto Pretoriano y me parece muy interesante, solo de poesía.

A.R. dijo...

Veo muy instructivo lo que vas escribiendo en cada entrada. Voy recordando cosas ya olvidadas.
Y los poemas que pones, los tuyos y los de otros, son bien escogidos.
Seguiré leyéndote.

Anónimo dijo...

he leido el poema de j gelman varias veces y cada vez me gusta mas. saludos.

Anónimo dijo...

Thank you for the auspicious writeup. It in fact was a
amusement account it. Look advanced to more added agreeable from you!

However, how could we communicate?
Check out my page ... soccer transfer news jan 2013